• Vuelta a Boede
  • 17
    Diciembre

CONSEJOS

Categorías principales:

#Elongación Fisica #Entrenamiento #Nutrición

Rodillas Sanas

Rodillas Sanas

 La fuerza (como concepto) es un agente de cambio y ayuda a direccionar estratégicamente la manera en que hay que retar a los músculos que estabilizan una rodilla. Los músculos mueven a los huesos y, por ello, debe haber una progresión que permita incrementar gradualmente la fuerza de los músculos que la mueven.

La salud del cartílago también depende de las fuerzas; principalmente de dos: fuerza de compresión y fuerza de distracción. La sincronía de estas fuerzas combinadas se llama imbibición (by Tom Purvis / RTS program). Esta funciona como una esponja húmeda, que al exprimirla libera el líquido contenido y al ponerla bajo un chorro de agua, la absorbe.

En la articulación la fuerza de compresión (exprimir la esponja), libera las toxinas contenidas y/o producto de desecho; mientras que la fuerza de distracción (absorber líquido) permite la absorción de nutrientes que mantienen saludable a la articulación. Es por esto que el movimiento es fundamental, pues lo que no se mueve, se atrofia. Sin embargo, en el caso de una rodilla lesionada, será importante asegurar que:

  1. Los músculos que la rodean estén funcionando al 100% (esto se puede asegurar con la ayuda de las Técnicas de Activación Muscular M.A.T.)
  2. Exista movimiento en los rangos de movimiento disponibles
  3. Vivir libre de dolor

Es muy importante recordar que la estructura determina la función, y la manera de retar a la articulación deberá ser respetándola de acuerdo a su forma. Si abrimos la puerta de un carro y nos colgamos de ella para después intentar cerrarla, el resultado será una incongruencia al cierre, debido a que la estructura se deformó y no permite que sea usada para lo que fue hecha: abrir y cerrar; lo mismo sucedería con una rodilla que se reta de manera equívoca. Por todo esto las recomendaciones son:

  • Respeta la estructura
  • Asesórate con un entrenador personal certificado con conocimiento de kinesiología y biomecánica
  • Acude periódicamente con algún especialista M.A.T.
  • Fortalece a tus músculos con bases metodológicas que te permitan mejorar semana tras semana
  • Si realizas estiramientos, cuida que no sean mayores a 6 segundos para evitar inhibiciones musculares
  • Cuida tu hidratación (los músculos la necesitan)
  • Cuida tu alimentación monitoreando los antioxidantes
  • Realiza ejercicio mínimo 3 veces por semana

      Fuente: Omar Castillo

Agenda

Diciembre 2017
LU MA MI JU VI DO
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Cargando... Ver listado >

Encuesta

¿Con qué frecuencia salís a correr?